Rolls-Royce 102EX, 394 cv de potencia eléctrica

La marca británica ha presentado su modelo de vehículo eléctrico, el Rolls-Royce 102EX, también conocido como Phantom Experimental Electric . El 102EX es la versión eléctrica del Phantom, el verdadero peso pesado dentro de la gama Rolls, un importante reto que tiene como objetivo conseguir un futuro mucho más respetuoso con el medio ambiente.

El Rolls-Royce 102EX es idéntico a un Phantom con motor V12, con algunos retoques para integrar los mandos y la instrumentación del sistema eléctrico. Consta de dos motores eléctricos de 145 kW –uno en cada eje–, que ofrecen una potencia total combinada equivalente a 394 CV con un par de 800 Nm, disponible desde que arranca el coche. El V12 alcanza los 240 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en 5,9 segundos, pero el 102EX tiene una punta limitada a 160 km/h, mientras que el 0 a 100 km/h lo cubre en 8 segundos. La autonomía es de unos 200 km.

Rolls-Royce ha desarrollado un sistema de recarga sin cables, utilizando una plataforma inalámbrica en el suelo del garaje que recarga el coche mediante inducción magnética, una solución muy cómoda pero presumiblemente cara.